ANTECEDENTES

El Programa de Empoderamiento Infantil nace debido a la necesidad de atender a una población de niñas y niños de 7 a 12 años de edad, vulnerables a vivir situaciones que agravian sus derechos humanos en la casa, escuela y comunidad.

Partiendo del contexto específico de Guerrero, la propuesta considera diversos factores que definen o marcan el bagaje de la infancia, a fin de contrarrestar sus efectos psicológicos y llevar un adecuado proceso de fortalecimiento de su salud emocional y social.

El programa tiene entre sus objetivos crear un espacio seguro para que cada alumno pueda adquirir a su ritmo y desde su estilo personal de aprendizaje una serie de herramientas que favorezcan la prevención o bien, la capacidad resolutiva para afrontar con el menor coste emocional posible situaciones como el acoso escolar, abuso sexual infantil, violencia relacional, matrimonio infantil, la pérdida o la normalización de la violencia social.